Anoche dejó de existir en el Hospital Ramón Madariaga de la ciudad de Posadas María Estela Ramírez (50), producto de graves quemaduras en la zona del torso y rostro. El hecho ocurrió el 29 de octubre de este año en Oberá. Las actuaciones judiciales se llevan adelante en la seccional Primera de esa ciudad, y en un principio estaban caratuladas como suicido en grado de tentativa con intervención del Juzgado de Instrucción 2.
Por disposición del juzgado interviniente el cuerpo fue llevado a la morgue judicial de la ciudad de Posadas para realizar la correspondiente autopsia.

Artículo visitado 486 veces, 1 visitas hoy


Categorías: Noticias Policiales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top