Agenda cultural
Es una tentación volver otra vez sobre el  mismo  libro y autora, pues en general los  que comentamos son  monotemáticos y  es suficiente un  breve comentario. Pero siempre  queremos revivir  todo lo referente a las misiones jesuíticas.  Es por eso que la relectura resulta provechosa- Y esto nos pasa con Rosita Escalada Salvo y su libro de 300  páginas  “Notas Con Historias y Otras Páginas”, que significaron  un gran trabajo de búsqueda, de recopilación y por supuesto, de interpretación  de hechos y  etapas de nuestro pasado ,base de nuestro  presente. En el libro Rosita se detiene  en tres  pueblos de los 30 de las misiones jesuíticas, que se destacaron por ser creados muchos años atrás. Son Santa Ana, Candelaria y Loreto, hoy en ruinas, pero que fueron la base de los otros pueblos en cuanto se ponía  en práctica  las primeras administraciones. Santa  Ana se fundó en 1633 y se refundó  en la margen oriental del Paraná sobre el cerro Peyurí, donde quedó definitivamente. Pero   Se aclara que el primero pueblo fundado fue  Loreto en el año 1610, en el Guayrá, o sea en territorio brasileño. No obstante en 1632 fue fundada en tierra misionera por  el P. Antonio Ruiz de Montoya con la gente traída del Guayrá, “con los 4000 sobrevivientes de una peste sufrida en un primer campamento en el Yabebiry». Dice Azara que se volvió a trasladar más arriba sobre el mismo río donde permaneció hasta 1686 a causa de ser “malsano” el pueblo,  conservándose algunos restos. Loreto tiene algunas particularidades, como la que conmovió a la autora, encontrar la placa que indicaba la tumba del Padre Ruiz de Montoya. Loreto fue objeto de robos y rapiñas, azotado por los bandeirantes y por ello  trasladado de lugar para evitar que apresaran  gente para esclavizarla.  Estas ruinas están a unos 50 Km. de Posadas y tuvo un templo que en su interior tenía un muro en forma de U, tal vez para apuntalar las paredes.. Loreto fue gran productor de yerba, contó con la primera imprenta de la época “en la cual se escribieron varios libros, algunos de ellos en el idioma guaraní”.  En los años 1730-1740, Loreto  sufrió un gran decaimiento, y a pesar de obras de restauración, la destrucción total del pueblo  se produjo en  1817, se despobló e invadió la selva. Sin embargo fue declarada Patrimonio Mundial por la UNESCO en 1984. Entre sus visitantes, se cuenta el hermano de don José Hernández, autor de Martín Fierro. Se encontraron pozos de los buscadores de los  famosos tesoros de los Jesuitas. El otro pueblo del cual el libro hace algunos comentarios importantes, es Candelaria,  fundada en 1627, y fue la primer capital de Misiones. Nuestra Señora de la Candelaria  fundada por el padre Roque González de Santa Cruz. Tuvo varios traslados hasta donde se encuentra actualmente. En general los  repetidos traslados  de los pueblos  se debían en primer lugar  a los  repetidos ataques bandeirantes-.

Visited 13 times, 1 visit(s) today


Categorías: Columnas de Opinión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top