nenitoMientras su mamá lo mima y alimenta, el pequeño mira desconfiado a las personas que llegan a visitarlo en el Hospital Samic, donde se recupera de un cuadro de deshidratación tras permanecer casi dos días perdido en una chacra de Colonia Milagros, municipio de Dos de Mayo.
Con apenas 2 años, Octavio Leonel Da Silva protagonizó una historia que mantuvo en vilo a la opinión pública de la provincia. Su caso movilizó a cientos de personas en la desesperada búsqueda y tuvo un final feliz, aunque muchos presagiaban lo peor.
Tras la emoción del reencuentro, para sus padres el culpable de la desaparición de la criatura fue el mítico Pombero. En la colonia cientos de voces abonan la misma teoría, al igual que varios de los policías que lo encontraron en cercanías del arroyo El Saltiño.
Al respecto, en diálogo con El Territorio, Viviana Marisel Lemos (18) contó: “El lunes llegamos a la colonia y el miércoles a la tardecita nos cambiamos de yerbal. El jueves al mediodía almorzamos, yo volví a la tarefa y mi marido le hizo dormir a Octavio. Al rato nos avisaron que se despertó y que estaba llorando, le fuimos a buscar y ya no le encontramos más”, detalló en la víspera.
Y ratificó lo que el entorno más íntimo dijo desde un primer momento: “Para mí le llevó el Pombero, porque él solito no puede caminar tanto. Aparte, estaba descalzo y no tiene lastimado los piecitos. Sólo tiene unos raspones en la espalda y en la panza, como que le arrastraron”.

Las dudas
Si bien la versión oficial de la Policía indicó que el nene fue hallado a unos 450 metros del campamento, ayer la mamá deslizó que estaba a varios kilómetros. “Si era 300 metros le hubiéramos encontrado nosotros mismos, que trillamos la chacra día y noche”, subrayó, tiempo que aclaró que su pequeño tiene 2 años y dos meses y habla poco y nada, por lo que hasta ahora no contó lo que realmente sucedió.
Octavio fue encontrado el sábado, alrededor de las 10.30, por el cabo primero Sergio Dornels, quien lo divisó dormido, tendido entre unas malezas, aferrado a su camionetita verde. Desde un primer momento, el dato del juguete inquietó a los investigadores, ya que haría suponer que el nene se fue solo o con alguien de confianza.
Para la familia, en tanto, el detalle se justifica con la superstición. “El Pombero encanta a las personas y uno se va nomás”, mencionó Lemos.
El sábado a la tarde el nene fue trasladado al Hospital Samic, donde permanece internado en el área de Pediatría. A simple vista se lo nota recuperado, de buen ánimo y con mucho apetito. Está con suero para revertir la deshidratación que le ocasionó casi 48 horas sin ingerir líquidos.
Más allá de la hipótesis mitológica, no se puede descartar que el chico haya sido raptado con intenciones de abuso, por lo que fue sometido a los estudios de rigor. Las fuentes médicas manejan el caso con hermetismo y en las próximas horas darían a conocer las conclusiones. Genera suspicacias que haya sido encontrado desnudo. “Es una zona poblada. Tal vez vieron solo al nene y se lo llevaron, pero lo terminaron largando por la cantidad de gente que se movilizó”, opinó una fuente policial.

“No quiero volver a tarefear”
Por sobre cualquier sospecha y duda, la familia de Octavio celebra que esté con vida. Sólo tienen palabras de agradecimiento para tantas personas que colaboraron en la búsqueda. Gilberto Da Silva (25) recordó el momento del reencuentro. “Estaba en el monte buscando, escuché las sirenas y salí corriendo; en eso alguien venía y me dijo ‘le encontraron a tu gurí, está vivo. Le están llevando en la ambulancia’, ahí me largué a llorar, busqué mi moto y le seguí a la ambulancia”, detalló. Al mismo tiempo, agradeció el trabajo de los policías, gendarmes, bomberos y vecinos. Por su parte, Viviana Lemos aseguró que no volverá a los yerbales con sus dos hijos. “No quiero volver a tarefear con mis hijos. Es muy feo lo que vivimos y voy a quedar en casa nomás. Yo tarefeo desde chiquita y no es una vida fácil”.
Artículo visitado 446 veces, 1 visitas hoy

Territoriodigital


Categorías: Noticias Sociedad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar...

Back To Top