Aq8NV_q-dQ2FZWXsT_Ce7ist0VuwvIMvmRqFf-v6jojBAyer al mediodía concluyó el recuento definitivo, y con la apertura de 200 urnas, el Frente Unidos recuperó más de 3 mil votos que autoridades de mesa contabilizaron como voto en blanco, en la categoría diputados nacionales y del Parlasur. “En el 100% de las urnas encontramos votos del FU, si abríamos todas las urnas, el resultado era distinto”, advirtió el apoderado, Claudio Roa, quien acotó: “No quiero hablar de fraude, pero falló la Justicia Electoral.”

En medio de presentaciones ante la Justicia Electoral cuestionando el resultado y el proceso de recuento de votos, culminó el escrutinio definitivo de las PASO en Misiones, con diferencias claras respecto de la información brindada en el conteo provisorio. Es que con la apertura de unas 200 urnas, se corroboró que autoridades de mesa que trabajaron este domingo, contabilizaron votos del Frente Unidos (espacio UNA) y de otras fuerzas de la oposición, como votos “en blanco”. En diálogo con M4 este mediodía, el apoderado del mencionado espacio Claudio Roa, aseguró que si la Justicia Electoral hubiera accedido al pedido de apertura de 1075 urnas en las que se sospecha de esta irregularidad, el resultado habría sido muy diferente. En este sentido, Roa enfatizó que se recuperaron más de 3 mil votos que no habían sido consignados para el FU en la categoría diputados nacionales y si se hubieran abierto las demás urnas, o incluso la totalidad de las 2480, el oficialismo sciolista no se habría impuesto con los porcentajes validados por el escrutinio definitivo. “No queremos hablar de fraude pero hubo irregularidades y falló la Justicia Electoral”, porque no hubo una buena capacitación a los presidentes de mesa. Los resultados definitivos mostraron una mejoría de la performance del Frente Unidos (UNA), fuerza que se ubicó en tercer lugar entre las coaliciones, pero superó la cantidad de votos obtenidos por el macrismo en soledad.

“Con la apertura de cerca de 200 urnas, habíamos pedido abrir 1075 urnas, pero se abrieron 200. En esas, incrementamos alrededor de 4 mil votos. Si podíamos abrir el resto de las urnas que cuestionamos creo que el número también sería distinto”, indicó el apoderado sobre esta situación vinculada al recuento provisorio de votos con severas irregularidades –más concretamente, el sobredimensionamiento de los votos en blanco.

“Al finalizar, según lo que marca el artículo 121 del Código Nacional Electoral, las autoridades consultan a los apoderados y fuimos el único espacio que presentó una protesta, por estas cuestiones. En el 100% de las urnas se comprobó que existieron irregularidades y si se abrían el resto de las urnas, también hubiéramos comprobado serias irregularidades”, sentenció Roa, quien se mostró preocupado por lo que pudiera suceder en Octubre, con las elecciones generales. Es que “si en las PASO”, donde los espacios definen a sus candidatos sucedió esto –el “inflado” de los votos en blanco, en perjuicio de la oposición-, “tenemos que estar alertas en octubre. No quiero hablar de fraude pero sí hubo serias irregularidades y tenemos que corregirlas”, planteó.

“No sé qué pasó, por qué hubo tantas irregularidades en tantas mesas”, añadió el apoderado, para quien “hay un manto de sospecha sobre las 2480 mesas.”

Consultado al respecto del incremento del voto en blanco, Roa enfatizó la importante cantidad de votos así consignados en la categoría a diputados nacionales, que supera los 60 mil votos, hace sospechar sobre un número irreal -sobre todo porque el oficialismo K y la Justicia Electoral, se negaron a la apertura de las urnas en cuestión. Al respecto, Roa explicó que sólo se accedió a las aperturas en las que hubo incongruencia matemática en la suma de los votos, pero este criterio es restrictivo y deja al margen las planillas consignadas con números “exactos”, pero en los que también pudo haber subregistro de votos a diputados nacionales.

“Hicimos todas las presentaciones que marca la ley”, comentó el dirigente del FU, para quien, no obstante, la elección más importante es la general de octubre, “donde vamos a decidir el destino que la provincia va a tener en los próximos cuatro años.”

“Quiero creer que hubieron errores y no fraude. Hay una falla de la Justicia Electoral, porque no hubo una buena capacitación”, precisó el apoderado, para quien en esta elección el voto de los electores misioneros “no se vio reflejado” en los resultados avalados por la Justicia Electoral.
Finalmente, Roa detalló que en la categoría a diputado nacional, el Frente Unidos que postula al exgobernador Ramón Puerta, consiguió 53.529 votos, más de 3 mil votos por sobre lo consignado por las autoridades de mesa en el escrutinio provisorio. “Si nos dejaban abrir todas las urnas, el resultado final era otro”, reiteró.

Los resultados avalados por la justicia electoral en Misiones, marcaron que el candidato de Cristina Fernández, el exmotonauta de pasado menemista Daniel Scioli, consiguió 355.457 votos, cerca de 50 mil más que el candidato a diputado nacional de su boleta electoral, Maurice Closs –que cosechó 303.767 votos. El otro candidato a diputado nacional por el sciolismo, Héctor “Cacho” Bárbaro, obtuvo 60.192 votos, una cifra similar a la perdida por Closs.

Entre los frentes, quedó como segunda fuerza el espacio “Cambiemos” con 136.544 votos, pero hay que aclarar que en Misiones, el radicalismo y el PRO fueron en listas separadas, por lo que los candidatos a diputados nacionales de ambos partidos –aliados a nivel nacional- compitieron entre sí. El candidato presidencial Mauricio Macri, sumó 85.340 votos, quedando tercero frente al espacio del FU y UNA, que llegó a los 90911 votos con las candidatura de Sergio Massa y José Manuel De La Sota.

En cuanto a diputados y aquí la controversia, el candidato del PRO Humberto Schiavoni fue el segundo más votado con 72.425 votos –con el paraguas de Mauricio Macri-, quedando tercero Bárbaro, cuarto el radicalismo y quinto Ramón Puerta, con los mencionados 53,529 sufragios. Si no se dio un corte de boletas mayúsculo como se comprobó en las 200 urnas abiertas, el exgobernador habría sumado unos 90 mil votos y aventajaría a su exsocio político del PRO. La diferencia o el faltante, según aseguran desde el FU, se encontrarían en la categoría del voto en blanco, que según la Justicia Electoral es de 63.940 votos. Pero además, si se redujera la cantidad del voto en blanco, se reducirían los porcentajes del oficialismo, que mantendría los números pero con una oposición con más votos y sobre una masa de votos válidos mayor a la reconocida por la justicia.

Muy floja fue la performance electoral de la UCR, que con sus cuatro listas se ubicó tercera -56.147 votos-, pero esto era esperable dado el débil candidato presidencial que proponían, el cuestionado senador Ernesto Sanz, que apenas sumó 36.220 votos. Nótese que en las PASO y según el escrutinio definitivo, casi 20 mil votantes que eligieron a las listas radicales, cortaron boleta en la presidencial, eligiendo otras opciones. El más votado de los radicales y el único que se podrá presentar en octubre, fue Hernán Damiani, que consiguió 24.002 votos, es decir, menos de la mitad que Puerta y Bárbaro y unas tres veces menos que Schiavoni.

Artículo visitado 401 veces, 1 visitas hoy

Misiones Cuatro


Categorías: Noticias Política

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top