Los trabajadores municipales de la Capital del Monte aceptaron la propuesta del Ejecutivo sobre un bono de fin de año de 2.500 pesos, a cobrar por única vez.

La decisión fue tomada luego de una asamblea realizada por los trabajadores y encabezada por Víctor Paredes, referente de ATE.

De esa manera, luego de diversas protestas, los municipales aceptaron el monto ofrecido por la gestión de Carlos Fernández para diciembre. Se trata de un monto de 2.500 pesos por única vez. El municipio abonará el bono en la segunda semana de diciembre, el aguinaldo el 22 y el sueldo el 30.

Por otra parte, aseguraron que los funcionarios volverán a reunirse con los gremios ATE y UPCN, en relación al pedido de recomposición salarial, para discutir un incremento al básico (en blanco), pero que se vería reflejado en los recibos de sueldos de enero 2020. La reunión se realizará luego del 15 de diciembre.

En declaraciones radiales, el delegado Paredes comentó sobre el acuerdo aceptado que “no era lo que esperábamos porque el bono es solamente por un mes, y también queremos una recomposición al básico del 15 o 20%”.

Además indicó que la asamblea votó y aceptó la oferta del municipio porque los empleados están “muy necesitados”.

Manifestó que exigirán en la reunión pactada para mediados del mes próximo, que el aumento reclamado se refleje lo más pronto posible, ya que en todo el 2019 recibieron un 23% de incremento salarial mientras que la inflación fue más del doble. A eso se le sumaron tres bonos de 2.500, el último cobrado en noviembre.

Artículo visitado 44 veces, 1 visitas hoy

Primera Edición


Categorías: Noticias Sociedad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top