Un gran número de músicos del ámbito local y provincial se reunieron este domingo para brindar un espectáculo especial -ya que no todos los días se los puede ver todos juntos- con un solo objetivo: solidarizarse con Daniel Ferber, el reconocido bombero voluntario Obereño que hoy necesita de una mano para costear los tratamientos médicos que debe realizarse luego de haber sufrido un accidente cardiovascular mientras circulaba al mando de su bicicleta.
Ferber también sufrió un accidente de tránsito que le provocó lesiones varias y hasta puso en peligro su vida.
En la sede del Salón del Bicentenario, este domingo se vivió un festival musical solidario para colaborar con Ferber, recaudando fondos a través de su música. También la Asociación solidaria «Cadena de Favores» colaboró con la organización y con una feria de platos cuya recaudación sumaba al objetivo.
Y si algo que mueve a los obereños es justamente la solidaridad. Es cierto que un domingo por la noche no es un horario del todo propicio, pero el público se hizo presente para apreciar un espectáculo de alto nivel artístico.
Esa noche actuaron Cachito Peña, Negrito Arias, Sonares, Marcos Paiva, Benítez y Benítez, Adrián Ramírez, Vignolo y Vignolo, Alejandro Cerri, José Lindström y más artistas invitados. La solidaridad también dio paso a otros momentos únicos, como el reencuentro de algunos integrantes de Alpa Miski, o la unión de Adrián Ramírez, Ale Cerri, Di Capo y Sonares, conformando una especie de «seleccionado» musical. Fue una excelente oportunidad para escuchar buena música de artistas locales reconocidos y al mismo tiempo colaborar con un vecino que nunca dudó en colaborar con la sociedad.

«Arriba y adelante, con amor, humor y voluntad»
Visiblemente mejor, Daniel charló con Pregón Misionero durante el evento. «Estoy más que agradecido con la gente, Oberá es solidaria y ya lo demostró en su momento con mi hija -en 2013 a María luz le detectaron inconvenientes cardíacos graves que necesitaron una intervención quirúrgica y un mes de internación- también cuando trabajamos por Facundo, con tanta gente que hemos trabajado en solidaridad, vemos como Oberá responde siempre ante problemas críticos», mencionó. Respecto de su salud, el bombero voluntario explicó, «gracias a Dios estoy evolucionando de a poco, ya tengo una placa de metal en el hombro en reemplazo de la clavícula, las fracturas que tengo dentro del cráneo están reparándose, la parálisis facial que no me permite vocalizar ya está mejorando, aunque la medicación me provoca mareos». Además, comentó «estoy haciendo todos los estudios previos a la cirugía cardiovascular». Como si esto fuera poco, un cuadro de fiebre reumático que presentó Ferber
de joven no le permite estar óptimo para realizar trabajos. «Es por esto también que se dan estos eventos solidarios, no solo para solventar lo que tiene que ver con lo médico, sino también el día a día». Ejemplo de voluntad ante la adversidad, Daniel se apega a una frase que le da ánimos, «Arriba y adelante, con amor, humor y voluntad». (Pregón Misionero – Fotografías Gentileza de: Patricia Ledebur // Revista Mardeluz.)

Artículo visitado 183 veces, 1 visitas hoy


Categorías: Noticias Sociedad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top