El 14 de noviembre se define si la gente votó al espacio o al candidato, el oficialismo provincial aspira lograr remontar y  sumar más de 5 puntos restándole igual porcentaje a Juntos por el Cambio y en particular captar al electorado del Frente de Todos,  teniendo en cuenta la fractura a nivel provincial y nacional. Algunos analistas entienden que no todo el caudal electoral que obtuvo JxC, con cinco candidatos se trasladaran a la candidatura de Martin  Arjol, porque ya no estarán en la boleta los nombres de Pedro Puerta -que sumó 68 mil votos- tampoco Martin Goerling, que aportó casi 40 mil votos. Parte de los votos de Juntos especulan algunos, pueden ir para el lado del Frente Renovador, luego de las primaria; pero muy difícil al Frente de Todos, que dependerá mucho de la cantidad de votos que saque el candidato que se logre imponer el 14 de noviembre, es decir que no lo doblegue en votos para obtener una banca y que el resultado electoral distribuya un diputado nacional por cada frente.
Muchos habrán votado al candidato y otros al Frente electoral sin importarle mucho quienes eran los candidatos, y que decididamente lo volverá a hacer el 14 de noviembre, pero… ¿que pasará con aquellos electores cuyo candidato perdió la interna y no figurará en la boleta? Es evidente que estamos hablando de contextos electorales diferentes, y en este contexto tiene claras ventajas el candidato del oficialismo provincial Carlos Fernández, porque tiene un piso de 196 mil votos que representan el 33, 6 por ciento de votos genuinos y Martín  Arjol, mas de 76 mil votos que representa el 13 por ciento del padrón electoral y deberá mantener o aumentar el 28 por ciento de JxC que no lo votó a él y que si ya tenía decidido votarlo lo habría hecho en las PASO, pero queda en claro que un gran porcentaje de los electores de JxC votaron sin importale quien es el candidato, y lo volverán a hacer, lo que no se sabe en qué porcentaje, claro está.
El Frente Renovador que tuvo el candidato más votado con 198.385 mil votos se presentará con Carlos Fernández, Claudia Gauto y Fernando Meza. Juntos por el Cambio que obtuvo 244.703 votos, tiene un acuerdo similar y se debería presentar en noviembre con: Martín Arjol, Florencia Lewtak (2º de la lista de Pedro Puerta) y Cristian Klingbeil, quien ocupó el tercer lugar en la lista de de Arjol.
El Partido Obrero obtuvo 19.842 votos y se presentará con Eduardo Cantero, docente de Aristóbulo del Valle; Virginia Villanueva, jubilada posadeña y Aníbal Zeretzki, docente de Eldorado. Y Libertad Valores y Cambio que obtuvo 19.157 votos se presentará con  Ninfa Alvarenga, Mauricio Czerevin y Antonia Mandagaran.
El Frente de Todos que obtuvo 107.510 votos  tiene un acuerdo firmado al momento de confeccionar el frente, que indica que la lista ganadora colocaría el primer y el tercer candidato en noviembre, por lo tanto, presentaría a Isaac Lenguaza, Graciela de Melo, que logró el segundo lugar en la interna en el Frente de Todos y Cristian Castro (3º de la lista de Lenguaza), quedando afuera Javier Gortari, representando una gran derrota política para la diputada nacional ultra K Cristina Brítez.
La campaña no terminó, recién comienza, y ahora todos saben que se juegan el partido definitorio.    Los electores se han pronunciado y como en  todas las elecciones dejan lecturas interesantes, porque es el momento en que se expresa el pueblo, pero no de manera definitoria sino sabiendo que queda una segunda y definitiva instancia, que en este caso será el próximo 14 de noviembre, el que realice la lectura correcta seguramente obtendrá la victoria, la cual se especula que será ajustada y por pocos votos de diferencia.

¿Premiaron con el voto al que castigaron antes?
Por lo general las broncas son pasajeras y responden a cuestiones del momento; unos se la tragan y otros se descargan de diferentes maneras, por ejemplo votando en contra y ¿se saca la bronca o la bronca sigue? Si es con odio y que se ve expresada de muchas formas y no solo en las redes sociales  y en esta elección en la provincia los votos en blanco fueron 17.429 y los nulos de 13.614; en total 31.043 votos. Además, se habla del poco interés de votar que tienen los ciudadanos ante cada elección, y que si no sería obligatorio un bajo porcentaje lo haría.
Puede ser que el voto bronca se canalice en el voto en blanco, que es el sobre vacío o anulándolo, que es cuando  se coloca cualquier otra cosa en el sobre que no sea el voto. Según se interpreta que el mensaje es que no se siente representado por nadie o se expresa el rechazo al sistema político y democrático, también al funcionamiento del estado. Por lo general los que están en contra del estado entienden que el estado es una molestia y restringe libertades y perjudica, tal cual ocurrió en todo el mundo con la pandemia, en donde los oficialismos en su mayoría perdieron elecciones; en particular los gobiernos de derecha como el caso de Donald Trump de EE.UU. y lo mal que le va políticamente a Jair Bolsonaro, en Brasil; presidentes que se inclinaron abiertamente a favor de la economía y  no al cuidado de la salud. En el caso argentino se cuestionó y se sigue cuestionando y mucho las restricciones sanitarias y que afectaron a la economía, más allá que el estado llego con asistencia económica como el IFE y ATP y refuerzos alimentarios, no fue suficiente, la gente seguía con bronca contra el estados y sus gobernantes que mantenían encerrados a gran parte de la población y algunos perdiendo dinero o endeudándose; y casi al final de la película salen a la luz fotos del festejo del cumpleaños de la esposa del presidente Alberto Fernández, en la residencia de Olivos, para muchos imperdonable e indignante, y que en parte tuvo su costo político en las urnas.
La pandemia, el encierro y las restricciones hicieron que crecieran en todo el mundo sectores de la ultra derecha, los que están en contra del estado como los denominados libertarios encabezados a nivel nacional por Javier Milei, que se ha convertido en la tercera fuerza política; y uno de los conceptos que manejan es: “El Estado es el máximo enemigo, es el máximo agresor y todas sus intervenciones hacen daños. Daños directos, daños indirectos”, expresado por Milei, y que tiene representación en la provincia, ya que logró los votos necesarios para competir electoralmente el próximo 14 de noviembre como candidata a diputada nacional por Misiones del partido Libertad, Valores y Cambio, Ninfa Alvarenga.
Los sectores identificados de la ultra derecha, denominados los libertarios, buscan captar y capitalizar la bronca y odios de los ciudadanos; sector al cual muchos sectores democráticos, incluso la derecha comienzan a observar su crecimiento electoral con mucha preocupación, es entonces también el tiempo de hacer este tipo de lecturas y miradas de lo que expresan las urnas, lanzadas como advertencias que van más allá de la bronca del momento, sino que tiene que ver con cuestiones que vienen de arrastre y que muchas veces el elector no se hace responsable de su forma de votar, porque muchas veces con su voto premia a los que castigó antes de manera sistemática y sucesiva y sin darse cuenta que se estaba auto castigando en algunas ocasiones.

Artículo visitado 26 veces, 1 visitas hoy


Categorías: Columnas de Opinión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top