Agenda cultural
Un libro necesario, un tema novedoso para muchos, una historia para revivirla. El escritor- editor Ramón Delgado Cano sin llegar a un estudio exhaustivo, porque la documentación existente no lo permite, ha recopilado en su libro “El “Otro” Del Teyú Cuaré. German De Laferrere” lo suficiente para reconstruir etapas de la vida de este escritor de apellido aristocrático y vida aventurera, Germán de Laferrere , o Germán Dras, como llegó a firmar la mayoría de sus obras literarias siendo el más conocido de sus seudónimos, y que murió a los 51 años en Otawa, Canadá, como diplomático. Fue contemporáneo de muchos escritores de fama incipiente como Juan Enrique Acuña, Manuel Antonio Ramírez, Alfredo Varela, y por supuesto, el más influyente en él, Horacio Quiroga. Vivió tal vez los mejores años de su corta vida en Misiones, en el hoy famoso Teyú Cuaré (Cueva del Lagarto) en la ex Colonia San Ignacio, entre los años 1932 a 1945 , donde no solo escribió memorables páginas, sino que vivió como obrero, trabajó en yerbales, en obrajes, alternando con la gente más ruda de aquella época en ambientes inseguros, de contrabandistas ( y otros delitos) en plena selva inhóspita, impenetrable, donde, a pesar de esto , decía , que era el lugar donde deseaba vivir y morir. Se enamoró de Misiones, Territorio Nacional, misteriosa, plena de mitos y leyendas, conociendo y describiendo personalmente historias dramáticas vividas por originarios, inmigrantes y especialmente por los llamados mensúes, en los obrajes y plantaciones de yerba mate, escribiendo luego sobre el drama de la pobreza, del contrabando y otros delitos. Delgado Cano ha recabado datos de la vida y obra de Germán de Laferrere, en diarios, revistas y artículos de la época, porque “los libros de historia de la cultura de nuestra Provincia no ayudan “ . A pesar de los más de 10 años vividos en Misiones, y de considerársele uno de los pilares de la literatura misionera, poco se le conoce. Sus libros estarán en alguna vieja biblioteca tan olvidados como él. Sin embargo este esfuerzo personal del editor es un aporte invalorable para recuperar la memoria de este hombre de mundo y escritor, y de reeditar sus obras y conocer por él las primeras etapas de la vida en nuestra Provincia.. Las autoridades oficiales muchas veces han manifestado su deseo de promocionar a los escritores misioneros y esta podría ser la oportunidad. El es el “otro” que vivió en la misma época y lugar que Horacio Quiroga, “con quien solía navegar junto o escalar los cerros del Teyú Cuarë , quien según sus palabras lo reconquistó para la selva”, El estilo dramático de Quiroga contrastaba con el estilo más optimista de Laferrere, aún describiendo las mismas situaciones. Un repaso sobre los libros que escribió, “Alto Paraná”, “Aguas Turbias”, “Selva Adentro” (1er premio), “Tras la loca fortuna” “El tesoro de Silka”. Delgado Cano reproduce en su libro varios excelentes cuentos de Germán Dras, de los cuales “El peón misionero” es un cuento impactante. (Ediciones PAX /2020).

Artículo visitado 8 veces, 1 visitas hoy


Categorías: Columnas de Opinión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top