Vecinas del barrio Caballeriza se acercaron hasta la Defensoría del Pueblo y plantearon a Patricia Nittmann que necesitan información sobre “el tiempo de las obras publicas de cordón cuneta, empedrado, alumbrado, cloaca, vereda, baño instalado, además el valor económico de las mismas, porque se encuentran atrasadas”.

Cabe mencionar que en el mes de febrero del año 2.018 se realizó una presentación del proyecto con planos y fotografías en la Casa del Bicentenario, junto a autoridades locales y provinciales.

Las vecinas contaron en la reunión con la Defensora Nittmann que hicieron reuniones al respecto, pero “que solo se reunieron funcionarios con pastores de diversas iglesias y que los mismos pastores no viven en el barrio”.

El reclamo sobre el valor económico es porque no tienen novedades si llegaron a “abrir los sobres de licitación”, pero que lo importante es que las obras es de urgencia, primero para los servicios básicos (agua y energía) y lo siguiente para transitar cómodamente por las calles del barrio.

En el barrio son alrededor de 350 familias, que no pueden conectarse los servicios porque la municipalidad no les da la autorización y que están sujetos a las obras que prometieron comenzarían en el mes de mayo y a la fecha no hay novedades.

Artículo visitado 14 veces, 1 visitas hoy


Categorías: Noticias Sociedad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top