Agenda cultural
En una época de exacerbamiento  del  lenguaje y actitudes  feministas  y de  la persistencia  de un machismo que  no quiere darse por vencido, este libro de la Mgter. Ada Sartori,  cuyo título es “Mujeres Guaraníes”  hace  un  cuidadoso  recorrido  por  un mundo cotidiano, femenino, austero,  de mujeres guaraníes aparentemente ajenas  a las luchas por la igualdad de género y otros derechos.   Este trabajo   científico y  literario a la vez,    sobre el  especial  mundo de las mujeres guaraníes, nos lleva de la mano, capítulo tras capítulo, a internarnos en una cultura que como la mbya  guaraní,  convive con nosotros,   y a pesar de nosotros,  donde  sin embargo la humilde mujer guaraní  tiene un lugar, insustituible en su cultura, que asume pasivamente  sustentada y   apoyada por mitos y leyendas que forman parte  trascendente de sus creencias.  No están solas  sino  que  están “bendecidas” (acompañadas)  por espíritus de la selva, del mundo animal y vegetal, que le  dan fuerza  a su existencia, que  responden a sus acotadas  necesidades  para  la convivencia .  Desde una ancestral  herencia , aceptan  su mundo  y  así como el hombre   ellas  también buscan la felicidad que se encuentra en la Tierra ­ Sin Mal,  un  paraíso  parecido al perdido Paraíso Cristiano. Desde su cosmogonía saben cómo se creó el mundo y quien lo inició, conocen las reglas de la Creación establecidas por Ñanderú,  el Padre Supremo , y tratan de vivir según ellas, respetando el orden establecido. ¿Podemos pensar que ignoran el progreso  porque  prefieren vivir bajo sus propias reglas,   alejadas del consumismo inútil?
La autora  integra la Junta de Estudios Históricos de Oberá y este libro es el resultado de un estudio  personal,   con trabajo de campo,  entrevistas, documentaciones,  vivencias personales , donde la autora  va  constatando  la realidad de la figura femenina guaraní actual,  que viene de una cultura milenaria, que a fuerza de olvidada y relegada hemos llegado a pensar que forma  parte de una humanidad  en extinción.  También llegamos a creer que los caciques y demás varones  de la tribu no valoran a sus mujeres porque las vemos con todos sus hijos recorrer  la ciudad, generalmente pidiendo ayuda en ropas y alimentos .  Expresa la autora:  “Ellas, nuestras hermanas… Silenciosas, casi siempre descalzas se las ve caminar por el erario que fue suyo pero que ahora, son sitios transmutados que hieren su piel”.  Luego:  “Conocer sus costumbres, rescatarlas como un bien ancestral, significa valorar nuestra cultura”… “…las veo incorporadas en ese paisaje con naturalidad, dentro de su tribu, con sus atributos, su cestería, sus flechas y yuyos curadores con los que, más de una vez, alivié mis dolencias”.  Es una lectura necesaria para entender lo que aún  no comprendemos  de esta cultura.  Y para ello  se agrega también, un importante apéndice  sobre La cerámica y el trabajo femenino de las guaranies, de la  Dra. Rita Bulfe,  especialista  en  Conservación y Restauración de la cerámica guaraní y en  Museología de Pueblos de las Misiones.

Artículo visitado 4 veces, 1 visitas hoy


Categorías: Columnas de Opinión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top