Esta tarde, efectivos de la comisaría de la Mujer, detuvieron a una joven de 23 años por incumplir una orden judicial.

La denuncia fue radicada por su expareja, un hombre de 32 años, quien manifestó que ambos tienen prohibición de acercamiento y pese a ello, ayer, la joven se presentó en su vivienda y dejó a su hijo menor de un año.

Señaló además que esta tarde, la acusada se hizo presente nuevamente en su morada y profirió insultos. Por ello, la joven fue detenida y puesta a disposición del Juzgado interviniente.

Artículo visitado 222 veces, 1 visitas hoy


Categorías: Noticias Policiales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top