El presidente Alberto Fernández lo confirmó hace instantes a través de la cadena nacional. La extensión será hasta el 26 de abril inclusive.

El presidente Alberto Fernández anunció este viernes la prórroga del aislamiento social, preventivo y obligatorio por el coronavirus hasta el 26 de abril inclusive con el mismo modelo que rige en el país desde el 20 de marzo para las grandes ciudades y una etapa “administrada”que permitirá a los gobernadores de provincias proponer aperturas en algunas actividades o regiones.

El presidente dijo que la cuarentena debe seguir en vigor porque demostró que sirvió para aplanar la curva de contagios en medio de la pandemia.

Fernández pidió un “acuerdo social” colectivo para el cumplimiento de la medida y que nadie se “relaje” ni sea “displicente”, y precisó que la nueva etapa será “administrada”, ya que habrá flexibilidad de las restricciones pero en lugares y actividades muy específicos.

“Estamos en el camino correcto”, destacó, y dijo que no se bajarán impuestos porque “si no nos quedamos sin un peso”, aunque resaltó que el Estado “no va a dejar desamparado a nadie”.

El primer mandatario hizo el anuncio en la Quinta de Olivos después de reunirse con ministros y funcionarios gubernamentales y con expertos en salud, que aconsejaron la continuidad de las restricciones para la circulación de la población.

Fernández dijo que la nueva etapa de cuarentena será “administrada”, ya que se permitirá a los gobernadores que propongan las ciudades y regiones donde se podrán ir abriendo algunas actividades, aunque respetando un protocolo estricto y siempre y cuando la presencia del virus sea mínima o nula.

Podrían quedar comprendidos en un DNU los “pueblos muy aislados y rurales, que no registran ningún caso de coronavirus”.

La medida, como en los casos anteriores, está contenida en un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) que será publicado en las próximas horas en el Boletín Oficial.

El jefe de Estado considera que hasta ahora el aislamiento dio buenos resultados y que es cumplido por la mayoría de la sociedad, por lo cual dispuso la prórroga, pero instó a no “relajarse” y a que la gente se mantenga recluida en sus casas.

Aclaró el Presidente que se agregaron algunas excepciones, como el funcionamiento de talleres, gomerías y actividades anexas para reparar vehículos que son utilizados por los sectores excluidos de la cuarentena, como patrulleros y ambulancias.

Asimismo, se analiza permitir la salida de personas discapacitadas y con autismo, por ejemplo, dentro de los límites cercanos a sus domicilios para morigerar la presión del encierro.

El Presidente hizo hincapié en la necesidad de que el aislamiento sea estricto para los adultos mayores de 65 años, pues tienen una posibilidad de mortalidad del “80 por ciento”.

Fernández dijo que“a partir del lunes los bancos van a empezar a funcionar con un protocolo: van a tener que pedir turnos, no dejar aglomerar gente dentro de los locales y tomar distancia. El distanciamiento social es central”.

Por otra parte, en materia económica, Alberto Fernández expresó su “preocupación” por los monotributistas, en las categorías C y D, aseguró que “hay un Estado presente que va a seguir ayudando” a quienes lo necesiten.

Reafirmó además que “no hay ningún argumento real para que los precios aumenten” y dijo que espera que en los próximos días se estarán “activando” los créditos bancarios para las pymes desde los bancos.

 

Artículo visitado 172 veces, 1 visitas hoy

 Primera Edición.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top