Mediante un rápido y profesional accionar llevado a cabo ayer por la tarde por efectivos de la seccional Quinta de Oberá, lograron reamimar a una menor de un año que se ahogó en una pileta de lona en su domicilio.

La Policía fue alertada sobre la situación e inmediatamente se constituyeron al barrio San José. Allí, Analía de 31 años, relató que su hija había ingerido agua de la pileta y ya no respiraba.

Ante la premura del caso y valiéndose de su profesionalidad, el Oficial Ayudante Andrés Wrubleski y la Agente Rosana Morínigo, realizaron maniobras de R.C.P a la menor, logrando reanimarla, haciendo que expulsara el agua.

La pequeña fue trasladada al hospital Samic junto a su progenitora, donde fue asistida por los profesionales de la salud.
La misma quedó en observación y fuera de peligro.

La madre agradeció y destacó el accionar de los efectivos policiales de la Unidad Regional II.

Artículo visitado 246 veces, 1 visitas hoy


Categorías: Noticias Policiales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top