Las drogas y sus nefastas consecuencias golpean a todos los estratos sociales, no distinguen edades ni sexo.
En ese contexto, referentes de la Pastoral de Adicciones, dependiente del Obispado de Oberá, brindaron ayer un pormenorizado informe con datos actualizados sobre el flagelo que azota esta ciudad y la zona Centro.
Lo primero que sorprendió de los datos del organismo fue la cantidad de mujeres que asisten a consulta y tratamiento, puesto que alcanzan el 42 por ciento del total de los pacientes registrados.
Asimismo, la franja etaria más comprometida va desde los 10 a los 20 años, al tiempo que existen once casos de niños menores de 10, un dato que abruma y grafica la magnitud del problema.
En septiembre del 2017 la Pastoral de Adicciones habilitó el consultorio, en paralelo a tareas de prevención. En menos de dos años ya cuentan con 423 historias clínicas, aunque las consultas se multiplican por diez.
La demanda es tanta deben improvisar consultorios en los pasillos y el garaje de la sede de Gobernador Barreyro 730.
“Tenemos entre 60 y 70 casos por semana y es mucho para la cantidad de profesionales y horarios de atención que tenemos. El espacio nos quedó chico, por lo que estamos ocupando los pasillos, el garaje”, indicó el referente José Fabio.
Y agregó que “un dato llamativo es la cantidad de mujeres que asisten, porque en lo personal nunca pensé que llegaríamos a atender un 42 por ciento de pacientes femeninas”.
Según Fabio, se trata de la única estadística oficial sobre consumo de drogas, al menos en la zona Centro, lo que cobra relevancia porque las autoridades “siempre dicen que no se puede planificar por falta de estadística”.
“Entonces nos preocupamos por hacer nuestras estadísticas y ponerlas a consideración de la comunidad para que vean lo grave de la situación del consumo de sustancias en Oberá”, remarcó.

Obispo al frente
Si bien afrontan algunos problemas con la abstinencia o recaídas, también obtienen satisfacciones por algunos logros, como ser chicos que llevan más de un año sin consumir. “Eso nos fortalece y renueva nuestras ganas de seguir”, destacó Fabio.
Por otra parte, ponderó que mantienen una excelente relación con la Justicia de Menores, puesto que actualmente atienden ocho casos de menores judicializados que asisten a tratamiento.
La labor del equipo también incluye actividades de prevención y concientización en escuelas y talleres.
“Se trata de un servicio totalmente gratuito. Los lunes y jueves contamos con un psiquiatra, psicólogo y asistentes sociales. Comenzamos a las 8 y se atiende hasta que termine la última consulta”, detalló el referente.

Compromiso
En el ámbito local, la Pastoral de Adicciones se consolidó como el principal espacio para la prevención y asistencia, impulsado por el propio obispo Damián Bitar.
“Si hay consumo es porque hay narcos, si hay narcos es porque nadie los detiene. Un llamado de atención al poder judicial, a las fuerzas de seguridad”, remarcó el obispo tiempo atrás.
En tal sentido, hizo suyas las palabras del padre Pepe Di Paola, quien basa la lucha contra las adicciones “en las tres C: el colegio, la capilla y el club; para evitar las otras tres C: la calle, la cárcel y el cementerio”, detalló Bitar.
La Pastoral de Adicciones también viene alertando por el avance de drogas duras, tales como la cocaína, la pasta base y el LSD en el ámbito local.

Proyecto demorado

Desde hace varios años, diferentes autoridades locales y provinciales vienen anunciando la creación de un centro para rehabilitación en lo que fuera el predio de la Escuela 173 de Paraje Fontana. El citado edificio fue desocupado en 2010, pero la expectativa se fue diluyendo y todo quedó en promesas. En ese contexto, los adictos que aceptan realizar un tratamiento son derivados a instituciones de Posadas, lo que muchas veces dificulta la recuperación por el desarraigo que implica mudarse de ciudad. Asimismo, las entidades de la capital provincial están saturadas y no siempre hay cupos ni en el momento que requiere el enfermo.

Artículo visitado 60 veces, 1 visitas hoy

Territoriodigital


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top