Se detectaron varias irregularidades en una carnicería por calle Apóstoles Norte de la ciudad de Oberá y hasta circuló un video, donde se observa a un perro comiendo de la media res que estaba colgado en la vereda del local.

El personal de la Dirección de Saneamiento Ambiental tras constatar la inexistencia de licencia comercial, falta de orden y limpieza, ausencia de carné sanitario, carencia de un plan de contingencia y presencia de animales en los locales de elaboración y o venta de productos alimenticios en el local comercial sobre calle Apóstoles Norte, procedió a la clausura.
Atento a las gravedad de las infracciones detectadas a lo largo de los meses que demandó la inspección por la autoridad de aplicación de un comercio que se dedica a la venta de productos cárnicos, relacionados con la salubridad de la población y conforme a lo dispuesto por ordenanza general tarifaria.
Se supo que quedará clausurado por tiempo indeterminado el local o hasta tanto de efectivo cumplimiento a lo indicado por la Dirección de Saneamiento Ambiental de la Municipalidad.
Artículo visitado 396 veces, 1 visitas hoy

Territoriodigital


Categorías: Noticias Policiales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top