“Andrés Guacurarí y Artigas, Capitán de Blandengues y Comandante General  de la Provincia de Misiones por el Supremo Gobierno de la Libertad…
   ”…Por tanto, atendiendo e inteligiendo que las mismas o aún mayores razones concurren en mi para liberar los siete pueblos de esta banda que desde hace 15 años atrás están en manos del tiránico dominio de los portugueses, que hizo gemir a los infelices indios en la más dura esclavitud”…
    ”…Derramar hasta la última gota de sangre por su liberación”…
    ”Ea, pues, compaisanos míos, levantad el sagrado grito de la libertad, destruid la tiranía, y gustad del deleitable néctar que os ofrezco con las venas del corazón que lo traigo deshecho por vuestro amor.”
   Contando con el apoyo de los indios misioneros, obligó a los lusitanos a replegarse en San Borja.
   La situación hubiera resultado sumamente favorable para Andresito de no haber mediado la llegada de José de Abreu en ayuda de Francisco das Chagas Santos. Esta nueva fuerza muy superior, arrolló a Andresito y sus tropas que debieron traspasar el río y volver a Yapeyú.
   Hemos querido escribir y publicar este homenaje al prócer misionero encabezando la nota con su proclama en la que ofrece “derramar hasta la última gota de sangre  por su liberación…” (siete pueblos misioneros en estado de esclavitud en poder de los portugueses) para ofrecerla como ejemplo de virtud y bravura en aras de su suelo misionero.
Comandante Andrés Guacurarí: Prócer misionero
   En la sesión del día jueves 5 de julio de 2012, la Cámara de Representantes de la Provincia de Misiones declaró Prócer Misionero al Comandante Andrés Guacurarí y Artigas y el 5 de abril de 2013 declaró de Interés Provincial la presentación de la página web “El Portal de Andresito” que posibilita el acceso masivo al conocimiento de los hechos históricos que protagonizó el prócer misionero, ”…El objetivo del Portal puede resumirse en  que los niños, jóvenes y docentes cuenten con  materiales digitales, multimedia e interactivos, que los ayuden a conocer la historia de la provincia desde un  lenguaje común a ellos, plasmado en el lenguaje digital…” reivindicación histórica que tuvo por ideólogo al presidente de la Cámara, diputado Carlos Eduardo Rovira.
  En  igual tesitura el Congreso de la Nación declaró (iniciativa de la diputada nacional obereña, Stella Maris Leverberg) Héroe Nacional, al General post mortem Don Andrés Guacurarí, también conocido como Comandante Andresito o Andresito Artigas “como tributo y reparación histórica por su contribución a la epopeya de la emancipación del continente americano”. Por ello se instituye el día 02 de julio  de cada año como “Día de la conmemoración y recuerdo de Don Andrés Guacurarí,  recordando el día que se libró la Batalla de Apóstoles, pero del año 1817; disponiendo el proyecto de ley que ese día se realizaran  actividades de divulgación y publicidad de la epopeya libertaria de Don Andrés Guacurarí”.
   Cabe agregar que en la Capital Federal se encuentra emplazada, en la plazoleta Misiones- Rivadavia y 9 de Julio- a metros de la Avenida de Mayo, una estatua hecha en acero inoxidable del tamaño natural, la que fuera inaugurada en diciembre de 2013, réplica en menor tamaño de la que se yergue en una pequeña isla sobre la Costanera de Posadas (15 metros de altura y que pesa 6 toneladas).  En ella se lo ve de pie con una lanza en su mano derecha, obra del escultor misionero, Gerónimo Rodríguez. Texto de la placa: “Comandante General Andrés Guacurarí y Artigas, héroe guaraní, por su contribución a la epopeya de la emancipación latinoamericana y su contribución a la integridad territorial”.
   Es evidente que  a partir de la legislación aprobada y la divulgación efectuada entonces, aquel poco conocido hasta por los propios misioneros y familiarmente llamado “Andresito”, ha sido colocado en el sitial que por sus méritos, lealtad a la causa federalista y coraje inusitado que supo contagiar a los guaraníes que lo acompañaron en la defensa de la agredida por varios frentes provincia de Misiones, es más que todo un acto de justicia que trae aparejado un  profundo sentimiento misionerista que vale la pena seguir multiplicando y reivindicando también a ésta, en linaje, vieja provincia de Misiones, primerísima en su aporte a la independencia y federalización  nacional.
Andresito y la Historia Misionera
   Damos paso a una nota editorial que publicamos en Pregón  Misionero el 13 de noviembre de 1971 y que titulamos “Andresito y la Historia  Misionera” y con  ella pretendemos no olvidar algunos nombres y hechos que comenzaron a “descubrir” al hoy héroe nacional y prócer misionero, hace más de 40 años.
   “La falta de conocimiento popular de la trayectoria de Andrés Guacurarí, hizo que tan justo reconocimiento se haya visto retrasado por tiempo, teniendo en cuenta que su actuación se centró en los comienzos del 1800 -debiéndose a distintos motivos, algunos de los cuales los señalábamos en nuestra nota de fecha 13 de noviembre de 1971- hace 41 años- en Pregón Misionero. Entonces decíamos “La inauguración en la localidad de Guaraní (intendencia Dip) de la plaza cívica “Comandante Andrés Guacurarí” permitió que el presidente de la Comisión permanente de Homenaje a Andresito Dr. Carlos Silveira Márquez, solicitara al Ministro de Gobierno Tte. Cnel (RE) José María Dionisio Álvarez  interesara a los oficiales de Gendarmería Nacional en el sentido de lograr que, en reivindicación de la memoria del aguerrido y valiente Comandante Andresito, los escuadrones de Gendarmería que cumplen funciones en nuestra provincia lo hiciesen bajo la advocación de tan ilustre defensor de nuestras fronteras, comparando la labor cumplida por éste con la del general Martín Miguel Güemes. Ciertamente, ambos tuvieron una misma dimensión, unos defendiendo la frontera norte ante los realistas y el otro la nordeste ante los lusitanos y paraguayos.
   Es indudable que como sucede muchas veces con la historia a pesar de los  años transcurridos desde que tuviera lugar la extraordinaria y patriótica labor de Andresito en este suelo misionero, su real valer recién comienza a ser tenido en cuenta y su memoria honrada como lo fuera al dar su nombre al centro cívico de una localidad de Misiones. De todas maneras podríamos imaginar que con relación a Andresito y su proyección histórica  suceden dos cosas. En primer lugar una  falta de estudios en profundidad durante mucho tiempo sobre su campaña, cosa que así no sucedió en todos los episodios militares llevados a cabo contra los realistas y, en segundo lugar el hecho de que las campañas de Andresito tuvieron lugar contra lusitanos, paraguayos y aún correntinos, lo que dificultó su difusión y oficial rememoración por cuanto puede lesionar relaciones vecinales y gravitar desfavorablemente en la intercomunicación de frontera.
   Sin embargo creemos que estos argumentos pierden solidez con el tiempo y tiempo sería (lo decíamos en 1971) de no tenerlos más en cuenta por cuanto nada objetable significa que un pueblo rememore a sus hijos dilectos, teniendo por tales a los que arriesgaron y expusieron sus vidas por defenderlo. Corresponde a la provincia de Misiones, destinataria de los sacrificios y desvelos del Comandante Andresito, reivindicar su memoria. Nada mejor para ello que esclarecer sus campañas, elevarlo al rango de prócer y héroe como sus merecimientos lo ubican, dándole así proyección histórica y creando alrededor de su figura el cariño y el respeto de un  pueblo que puede vanagloriarse de contar en su historia con un valiente militar de tales valores.
   Consideramos que este paso dado por el Municipio de Guaraní, debe constituir el inicio de una obra en la que deben empeñarse los misioneros, pueblo y gobierno sin distingos y que habrá de traer como resultado la veneración de un prócer que indudablemente tiene tanto o más merecimientos que muchos hombres que en otras provincias y en otras fronteras dieron de sí todo para defender su patria amenazada. Oportunas resultan las palabras del Dr. Silveira Márquez, de significación sería sin duda el apoyo del Gobierno de Misiones. Es probable que todo esto surja una tendencia de ubicar a Andresito en el lugar en debe estar en la Historia de Misiones y de la patria, avalados estos merecimientos por la prédica que en su favor viene realizando desde hace años el miembro de la Academia Nacional de la Historia, historiador misionero, Aníbal Cambas.
   Por otra parte extraemos de nuestro archivo la excelente publicación de Julio César Sánchez Ratti “Andrés Guacurarí, el indio gobernador” en el marco de “Todo es Historia” Nº 22. Su nombre hace referencia  a otra faceta del prócer misionero, la que se forjó en oportunidad de haber tenido Andresito , quien había sido gobernador de Misiones con el cargo de comandante general de la Provincia, de ocupar la gobernación de Corrientes “…la entrada en la ciudad se produjo el 21 de agosto de 1818 y al respecto dice Zinny: “Sus tropas entraron tranquilamente y con el mayor orden hasta la plaza, de donde fueron dirigidas a  sus cuarteles y Andresito con sus oficiales –que eran fervientes católicos- asistieron a una misa en la iglesia de San Francisco.
Artículo visitado 5 veces, 1 visitas hoy


Categorías: Columnas de Opinión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Back To Top