La Municipalidad de Oberá, a través del Departamento de Seguridad Alimentaria se encuentra realizando inspecciones rutinarios en las colectividades y puestos de venta en la XXXIX edición de la Fiesta Nacional del Inmigrante.

La actividad pretende verificar si han implementado las recomendaciones efectuadas durante las inspecciones previas al desarrollo de la fiesta, constatar las condiciones de elaboración de los distintos platos típicos a fin de asegurar la calidad e inocuidad de los mismos, y corroborar el cumplimiento de la Ordenanza N° 2624 que fomenta la utilización responsable de sal en los establecimientos gastronómicos.

El objetivo fundamental es contribuir al desarrollo de la actividad gastronómica para que los turistas y comensales en general puedan disfrutar los platos típicos con la garantía de que se elaboran siguiendo normas de calidad.

Artículo visitado 74 veces, 1 visitas hoy


Categorías: Noticias Sociedad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top