Una vez más, la solidaridad comunitaria se cristalizó para colaborar con un vecino que requería asistencia urgente. Así, don Héctor ‘Tito’ Viera (60) ya cuenta con una vivienda digna y varias voluntades se unieron para ayudarlo y realizar un seguimiento de su caso. En su edición de la víspera, El Territorio publicó la historia del sexagenario que residía en condiciones lamentables en el barrio Caballeriza, al punto de que su precario rancho ni siquiera tenía paredes y el interior era un lodazal.
Ante la gravedad del caso, inmediatamente se activó la ayuda y a primera hora de la mañana varias entidades y personas se movilizaron para tenderle una mano. Como el hombre no aceptó ir al hogar de indigentes o el de ancianos -propuesto por Desarrollo Humano-, operarios realizaron el cerramiento de su precaria vivienda y construyeron un piso. Al mismo tiempo, la comuna le entregó alimentos, una cama, colchón, frazadas y ropa.
Por su parte, Luis ‘Nacho’ Recalde, conocido en el ámbito del automovilismo provincial como el Piloto Solidario, inició una campaña y consiguió la donación de una pequeña casa prefabricada. “Gracias a Dios todavía hay mucha gente buena”, subrayó Viera.

Artículo visitado 338 veces, 1 visitas hoy

Territoriodigital


4 comentarios en “Asistieron al anciano que vivía en absoluta miseria

  1. oscar

    Que vida tan extraña, las personas opinan desde el total desconocimiento. Éste hombre esta así por propia decisión, nadie habla ni aclara que es Alcohólico y para eso pide plata. Nadie dice que varias veces el hijo lo llevo para cuidarlo, lo alimentaba y daba techo y ropa, pero éste hombre se escapaba para ir a beber. .. El hijo hizo lo que pudo….. No opinen si no saben. Yo lo conozco a éste hombre. Es re vivo. Cualquier chiste la nota del territorio digital

    Responder
  2. Carmen

    No voy a opinar sobre la situación de este señor porque no la conozco,pero si recorren los barrios de Oberá, hay familias con niños pequeños y techo de plastico , Villa Linstron sobre avenida Guayaba y calle Mora ,una familia numerosa, la casa ni hablar los perros de los ricos tienen mejor techo y me consta que la señora trabaja todo el día y su marido se recupera de fractura de ambas piernas. bajando por la misma calle Mora otra familia con niños pequeños ventanas y techo de plástico, sin agua, la buscan con baldes de agua que corre de la banquina sobre el costado de monte aventura. y puedo seguir . Camino al basural las condiciones en que viven las personas es infrahumana.miremos un poco más al costado no todos tienen las mismas oportunidades.Dios está en nuestro prójimo.

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top