termas-620x264Hace pocos días, el Consejo de Administración de la CELO decidió no poner “un peso más” en el parque termal ya que con las deudas que acarrea, no puede continuar destinando fondos a este centro que pese a tener ya 13 años desde que comenzó con la perforación al Acuífero, aún sigue siendo deficitario dado que mantenerlo, es más caro y lo recaudado en entradas de visitantes (la mayoría de la zona) no cubren los costos operativos. La municipalidad, con una deuda oficial de 60 millones de pesos, tampoco está en condiciones de seguir erogando un solo centavo más en ese agujero negro por lo que en lugar de reparar el piso de madera, puso un cartel para que “tengan cuidado al pisar”. Se estima que, durante la intendencia de Rinfleisch, el parque termal se “tragó” unos 15 millones de pesos.

La nueva administración municipal puso un cartel advirtiendo a los visitantes que tengan cuidado con el piso que rodea a las piletas, ya que las tablas están levantadas y son peligrosas… “rogamos no hacerlo descalzo” reza el cartel. Oberá ciudad turística?. Hace un año atrás, una turista se lastimó el pie con las tablas levantadas del piso en el sector de piscinas, las mismas dada la humedad, lluvias y sol se arquean en los extremos, convirtiéndose en una trampa para los pies. Una bañista se quejó en ese momento por el peligro y ademas el alto costo pese a no estar en condiciones. costos siguen siendo los mismos y el estado del lugar. El año pasado también hubo quejas por el agua de color turbio, los pasamanos con moho, el borde de las piletas con grasa, etc.

El parque termal es administrado por un consorcio entre la municipalidad y la CELO, con mayoría representada por el primero mencionado. Cuando la lista Blanca pasó a manejar la Cooperativa, las relaciones con el municipio se rompieron. Llamativamente este año la bomba que solía quemarse cada 6 meses promedio, no se quemó una sola vez. En cada ocasión que se debía extraer la misma se erogaban unos 200 mil pesos (trabajo que se lo encargaban a la empresa SAN JUAN, la misma que hizo la primera perforación de 8 pulgadas de diámetro al valor de una de 17; y la segunda perforación que nunca terminó), más la reparación que sumaba otros 200 mil, lo que por año implicaba entre 800 mil y 1 millón de pesos gastados solo en la bomba.

Durante la nueva gestión de la CELO, la bomba no se quemó, y el negocio para San Juan, de vínculos muy estrechos al intendente desde 2003 a la fecha, se terminó.

No obstante, la bomba, según reveló la nueva administración, no tira 140 metro cúbicos hora como lo venía diciendo el intendente y la administración anterior, si no apenas 23 metros cúbicos, lo que apenas alcanza para las piletas termales, y no se inyecta a la red aún cuando falta agua en toda la ciudad.

Es bueno recordar que, cuando desde la CELO anunciaron el cierre del parque termal en abril de este año para destinar el agua extraída a la red dada la emergencia hídrica, Rindfleisch y los hoteleros saltaron hasta el techo dando a entender que, el turismo es más importante que darle agua a los barrios, respaldados por aquella declaración de interés comunal respecto al parque termal como “motor de desarrollo”… motor de desarrollo que no existe pues aún con eventos importantes, la cantidad de turista que atrae es nada, y la mayoría de los bañistas son de Oberá y la región, quienes ni plaza hotelera llegan a ocupar. Durante el último encuentro de autos especiales, en todo el fin de semana apenas se vendieron 1000 entradas y la mayoría fueron a ver los autos, no a usar las piletas.

Sin embargo se ha “tragado” dinero en demasía, desde el sueldo de 40 mil pesos mensuales para la esposa de Rindfleisch, Nory Eichlt que cobró hasta abril de este año, cuando mediante una sanción fue retirada del cargo de coordinadora (luego volvió pero sin goce de sueldo); pasando por las bombas quemadas, las perforaciones y grúas de la empresa San Juan (que además reclama una deuda de 280 mil dólares), y las obras internas donde, los baños costaron casi 1 millón de pesos.

Solo en el año 2012, desde el municipio se hizo aportes por la suma de $ 1.506.059,21 para cubrir las pérdidas. En el año 2013,  hizo aportes por la suma de $ 1.537.694,42 y en el 2014 las pérdidas alcanzaron los 2 millones de pesos. Se estima que desde el 2003 a la fecha, el parque termal y su perforación han costado unos 15 millones de pesos. A partir del 10 de diciembre, Carlos Fernández, intendente electo, junto al nuevo consejo de administración de la CELO, a elegirse el jueves, decidirán el destino del millonario parque termal.

Artículo visitado 291 veces, 1 visitas hoy

Infóber


Categorías: Interés general Noticias

Un comentario en “Parque termal: recomiendan a los turistas tener cuidado con el piso de madera en mal estado

  1. Alberto Diaz

    Al señor Juan Espindola, que me critico, aca estan los datos del «gran emprendimiento turistico», esto provoco inmensas ganancias, a Tito y Señora, a los demas solo perdidas.

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top