Se trata de una porción afectada del presupuesto destinado a Obras Públicas que se pone a consideración de los vecinos. Según Daniel Behler, es un proyecto conjunto entre el ejecutivo municipal y el Concejo Deliberante y que hoy se encuentra en procesos de ejecución. “Se divide a la ciudad en seis distritos que agrupa a varios barrios y a su vez estos se dividen en 21 sub foros. Se convoca en principio a las comisiones vecinales legalmente establecidas para que puedan ir participando. Cada uno puede hace su propuesta, pero eso está vinculado al volumen de dinero que va a manejar”, afirmó el Coordinador de Gabinete.

En ese sentido, desde la Municipalidad de Oberá se vienen realizando encuentros con diferentes actores para ir avanzando en el proyecto.  El primero de ellos tuvo lugar el 14 de julio en el edificio municipal con la asistencia de 30 personas, todas integrantes de las 7 comisiones vecinales que se encontraban en actividad: Las Palmas, Barrio Ecológico, Londín, Norte, San Miguel y Sixten Vick.  Una segunda reunión tuvo lugar el 24 de septiembre en la Casa de la Cultura, donde se convocó a los vecinos de las comisiones con mandato vencido y otras organizaciones barriales interesadas. En tanto que este miércoles 7 tuvo lugar en la Casa del Bicentenario el tercer encuentro, siendo esta vez una convocatoria abierta y pública, todo con el fin de explicar los objetivos, modalidades y alcances del presupuesto participativo.

“Lo que queremos es poner en conocimiento de la gente es que se está implementando, que estamos trabajando fuertemente en su aplicación, según lo establece la Carta Orgánica municipal”, sostuvo Behler.  En otro aspecto, explicó que “es un arduo trabajo de convocatoria, no olvidemos que son 56 los barrios de Oberá y queremos llegar a todos.  Esto requiere de un arduo trabajo de consenso, porque hay que explicarle al vecino en qué consiste, también requiere de un relevamiento de los barrios para saber qué es lo que necesitan”.

Behler aclaró que las obras elegidas no pueden ser las que deberían recaer en otros organismos del estado. “No pueden ser de obras cloacales o iluminación pública, o CAPS”, ejemplificó. “Deben ser aquellas de infraestructura que le correspondan jurídicamente al municipio, como por ejemplo, el emplazamiento de una plaza o plazoleta, la ampliación del cordón cuneta o empedrado, el asfaltado de una arteria o un salón comunitario”.   También aclaró que las propuestas que puedan ser presentadas por los vecinos, deben ajustarse a la porción de presupuesto que es afectada a ese sector de la ciudad.

Artículo visitado 101 veces, 1 visitas hoy


Categorías: Noticias Política

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top