Pasó sin pena ni gloria por la provincia de Misiones el presidente Mauricio Macri, quien en campaña electoral vino para darle un empujón a los candidatos de Cambiemos de la provincia que se disputan el segundo lugar con los candidatos del Partido Agrario que encabeza Héctor “Cacho” Bárbaro.
Algunos calculan que en el acto encabezado por Macri, en el club Tokio de Posadas, lograron reunir unas mil doscientas personas, una convocatoria de muy poca gente para un acto político electoral y con la presencia del primer mandatario nacional, quien para colmo de males mostró en su discurso poco conocimiento de los recursos turísticos de la provincia al quedarse trabado y sin reconocer las Ruinas Jesuíticas, demostrando el poco interés que se tiene desde el gobierno nacional con las cuestiones del interior del país. Cuestión que no pasó desapercibida por los diferentes sectores sociales y fue motivo de chanzas en las diferentes redes sociales.
El acto tampoco fue del agrado de los militantes radicales, quienes en su mayoría no asistieron al mismo y también se encargaron de criticar al presidente Macri y a los radicales ocupando un segundo papel, no solo en las listas, sino también en el acto en cuestión.
En tanto en Oberá, se realizó la presentación de una parte de los candidatos del Frente Renovador encabezados por el precandidato a diputado nacional Ricardo Welbach, y la segunda precandidata a senador Maggi Solari, acompañados por Marcelo Damián Proscopio y la candidata suplente Sonia Melo.
Luego de la charla conferencia que brindaron en la Facultad de Ingeniería, se trasladaron a la inauguración de un local partidario del sector interno que encabeza el ex candidato a intendente Carlos “Tony” Lindström, siendo el único local partidario abierto por el sector del oficialismo, antes del acto. Para este viernes el ex candidato a intendente Daniel Behler, tiene previsto realizar la inauguración del local partidario de su sector político interno en apoyo a los candidatos del Frente Renovador.
Si bien el acto fue convocado por un sector interno del oficialismo, la mayoría de los dirigentes y ex candidatos a intendente se mostraron juntos en el acto y en la tarea electoral, siguiendo el pensamiento impulsado por el gobernador Passalacqua, de estar juntos en este tiempo difícil para el país y los argentinos.

Los números con la gente adentro
A una semana de las elecciones primarias no se vive un intenso clima electoral, seguramente producto de que no se definen candidaturas en esta instancia y que las PASO en definitiva así como están planteadas las cosas, no tienen mucho sentido. Porque la idea principal que se definan las candidaturas en internas abiertas y simultáneas no se cumple, porque cada frente electoral y partidos tienen definidas sus candidaturas. Es por ello que todos los candidatos han definido esta instancia electoral como innecesaria. Pero de todas maneras el resultado de las mismas sirve como un test electoral más fidedigno que las encuestas, y los diferentes partidos y candidatos saben que el resultado de estas elecciones primarias es decisivo para las elecciones del 22 de octubre.
En las elecciones de octubre los obereños tendrán una instancia local que será la elección del defensor del pueblo, que se convertirá en un atractivo local y motivante para los partidos políticos y los diferentes sublemas. El llamado a elección del defensor del pueblo fue dado a conocer por el intendente Carlos Fernández, en conferencia de prensa, en donde se destacó que la idea es dar cumplimiento con lo que establece la carta orgánica municipal. Que si bien para el caso del defensor del pueblo no está reglamentada, el concejo deliberante deberá sancionar una ordenanza estableciendo los requisitos a cumplir por parte de los que quieran competir por el cargo en cuestión.
Además, Fernández entendió que al no estar contemplada la cuestión presupuestaria, quien resulte electo asumirá sus funciones recién el próximo año y no el 10 de diciembre. Pero la cuestión presupuestaria se podría solucionar con una ampliación del mismo en forma específica aprobada por el concejo deliberante, teniendo en cuenta que para el cierre del ejerció anual solo quedarían unos veinte días.
En el ámbito provincial, como viene siendo una costumbre de práctica de hace varios años, el gobernador Hugo Passalacqua, tiene presentado el presupuesto para el año próximo, en el cual se establece un previsión de gastos y recursos estimados en 55 mil millones de pesos para el 2018. De este monto se destinará un 57 por ciento al sector social, es decir un 13 por ciento más que el año pasado, lo cual es considerado el más alto de la historia provincial. Esta particularidad vuelve a marca la sensibilidad social del gobernador Passalacqua, quien insiste permanentemente en el que hay que estar cerca de la gente y sus problemas, máxime si se tienen en cuenta las grandes dificultades que tienen los sectores mas carenciados, producto de las políticas nacionales, y que la previsión presupuestaria es para el año próximo, que no es un año electoral. Esto además habla del pensamiento político del partido gobernante y la impronta del gobernador de tratar que los números cierren, pero con la gente adentro.

Artículo visitado 47 veces, 1 visitas hoy
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Buffer this pagePrint this pageEmail this to someone


Categorías: Columnas de Opinión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top