la-rueda-oberaDiego Benegas, propietario de la carnicería “La Rueda” sobre Avenida de las Américas, cerca de la Ruta 14,  y Jonathan Gutiérrez, uno de sus empelados recibieron prisión preventiva por el asesinato del distribuidor de carne Nicolás D’Amico (35), quien fue encontrado incinerado en su auto en Colonia El Chatón de Alem, el viernes 30 de octubre de 2015. La medida fue dictada por la jueza de Instrucción 1 de Oberá, Alba Kunzmann de Gauchat, el pasado martes, bajo la carátula de “homicidio agravado por haber sido cometido con alevosía”, y serán trasladados a la Unidad Penal II mientras que, otros tres, dos empleados y un colaborador de que estaban detenidos en comisarías locales, fueron liberados bajo caución considerados para la justicia ahora como“encubridores”.

La causa había empezado a tramitarse en Alem, por la jueza de Instrucción Selva Raquel Zuetta, porque el cadáver fue encontrado en el paraje El Chatón, en las afueras de esa localidad. Sin embargo, las pesquisas posteriores permitieron determinar que la víctima fue ultimada a barretazos en la carnicería obereña.
El dueño del lugar es apuntado como el autor material del homicidio y en total fueron ocho imputados (siete hombres y una mujer).

El carnicero admitió que mantenía una deuda de 350.000 pesos con su proveedor, pero ese día le había abonado 120.000 pesos. Ese dinero nunca apareció y el hombre tampoco contaba con un recibo del supuesto pago. En la carnicería, además, se halló un talonario de recibos de la víctima.

D’Amico fue hallado calcinado en el baúl de su auto al costado de un camino que conduce a la colonia El Chatón, a unos diez kilómetros de la zona urbana de la ciudad de Leandro N. Alem.

El cuerpo fue reconocido en principio por una cédula azul del coche y también una cadena de acero que la víctima tenía.

Artículo visitado 665 veces, 1 visitas hoy

Infóber


Categorías: Noticias Policiales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top